SER INVOLUNTARIO

SER INVOLUNTARIO


¡Hola, muy buenas a tod@s! Por aquí os quiero dejar parte de lo que significa para mi la respiración, lo importante que es, de la respiración podemos aprender el gran y humilde gesto de la involuntariedad.

Por eso quiero desde mi humilde experiencia con la respiración poner en estas lineas mi experiencia con ella y todo lo que significa para mi. Y por eso he pensado que este texto que hice hace años lo voy a ir dividiendo por bloques, así que aquí tenéis la primera parte de:
SER INVOLUNTARIO

Cuando tomamos una actitud de acción involuntaria en la vida, si queremos ver reflejada esa involuntariedad, ella está en nosotros como esencia en nuestro estado más puro y biológico de la vida, en nuestra respiración pulmonar, la respiración carece de total voluntad porque está dentro del ciclo biológico y natural de la propia naturaleza. Pues con esa misma naturalidad deberíamos de adaptar ese ritmo en la propia vida.

Entro dentro de mi respiración y veo como no tengo que hacer nada para respirar ni expirar, me dejo hacer tan solo por el ritmo de la respiración, mi vida es respiración constante y permanente, pero en ella nada depende de mi, todo tiene su propia armonía en su estado más puro como la respiración, siendo lo más importante y esencial para vivir, sin ella no podríamos vivir y es una actitud involuntaria, y siendo lo más importante, no tenemos que hacer nada para que se de, se da por si solo únicamente lo que habría que hacer es cuidarla tal como ella nos cuida a nosotros para que ella se mantenga de forma involuntaria.

También la respiración podemos llevarla a un ritmo para encontrar un estado natural, o sea, alteramos su ritmo conscientemente para aminorar el ritmo cardíaco y respiratorio, haciendo una respiración diafragmática y entramos en un estado que no es el “natural”, ni es “permanente”, es como si le hubiésemos hecho una operación a la respiración, donde hemos alterado su ritmo para alcanzar un estado que se necesita para un momento concreto, pero después todo vuelve a su biorritmo de forma natural, aunque hay personas que sin provocar nada este es su estado permanente de respiración.

Nunca estamos en un estado permanente diafragmático como norma general aunque se puede incorporar tras ejercitarlo con constancia diaria, todos nuestros cuerpos se beneficiarían de este ritmo respiratorio.

Nuestros hermanos Hindúes y Orientales tienen mucho que enseñarnos al respecto de este estado, aunque para empezar a conectar con este estado para aplicarlo a nuestro día a día sería a través de técnicas que ya iremos incorporando y desarrollando en este espacio.

Esta respiración es como el que pulsa una tecla para entrar en otro lugar u otra dimensión que también es natural aunque poco conocida, y lo natural sería estar en los dos estados, en el que no haces nada para poder respirar, o donde conscientemente de una forma natural se entre en este doble estado de nueva permanencia y estar: la pulmonar y la diafragmática.

Las dos respiraciones son naturales, las dos vienen y viven incorporadas, simplemente que una viene conmigo desde mi primer aliento donde soy simplemente consciente cuando me falta y cuando pongo atención voluntaria a ella que es la pulmonar. Esta otra respiración hace relajar todo nuestro organismo, es la que usamos sin ser conscientes de ella cuando dormimos. Las dos respiraciones son iguales de necesarias, es un encuentro con la esencia de la vida desde la respiración diafragmática. La respiración pulmonar me lleva a la diafragmática, la pulmonar es el cauce, el medio, para encontrar con una nueva forma de respiración que me lleve a una nueva vida en mi interior, trasciendo a otro ritmo respiratorio, trascendiendo a una nueva forma de respiración. Si vivo sin ser consciente de mi respiración natural del día a día, jamás podré ser consciente de la otra respiración. Por lo tanto estas dos respiraciones van unidas la una con la otra, son una misma cosa, simplemente hay que ser consciente de nuestra respiración para encontrarnos con nosotros mismos, con nuestro Ser interior.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Te invito a dejar tu opinión y compartir tus palabras. Gracias.